Lavando los pies de los Apóstoles
 Anterior     Siguiente 
The Master Teacher by Del Parson

Lavando los pies de los Apóstoles

Imaginad la sorpresa de estos doce hombres, que se habían negado tan recientemente a lavarse los pies unos a otros... cuando le vieron rodear el extremo libre de la mesa hasta llegar al asiento más bajo del festín, donde Simón Pedro estaba recostado, y arrodillándose como si fuera un criado, se preparó para lavar los pies de Simón.


El Libro de Urantia, (179:3.1)
Cancelar